Además del equipo de evaluación, hay otro de mantenimiento para limpiar colegios

Ante las incidencias y desperfectos ocasionados por la nevada del pasado fin de semana, el Ayuntamiento de Las Rozas ha puesto en marcha un equipo de inspección para evaluar la situación de los colegios públicos del municipio de cara al reinicio de las clases de forma segura para los alumnos y el equipo docente el próximo lunes 18 de enero.

“Es muy importante que cuanto antes tengamos el análisis de los daños que la tormenta ha causado en los centros educativos para poder ponernos con su reparación y que el próximo lunes los niños y sus profesores puedan recuperar el ritmo de las clases con toda seguridad”, señaló el alcalde de Las Rozas José de la Uz.

Detectar desperfectos

Desde el pasado lunes, este equipo está trabajando para detectar los desperfectos ocasionados en la instalaciones de los centros educativos, la mayor parte de ellos relacionados con la acumulación de hielo y nieve en los tejados, riesgo de derrumbe en algunas infraestructuras, sistemas de calefacciones afectados por falta de suministro eléctrico, problemas con las puertas de acceso, caídas de árboles y ramas, desprendimiento de elementos como canalones y pérgolas y en descartar posibles riesgos de colapso de infraestructuras por el peso de la nieve.

Así, este equipo evaluará posibles peligros que pueda causar la nieve en fachadas y elementos exteriores que sobresalgan de las mismas y que puedan provocar el desprendimiento de aquellos que no estén debidamente anclados.

Equipo especial de limpieza

Además se ha puesto en marcha otro equipo de mantenimiento integrado por 15 personas que está trabajando en la limpieza de patios, pérgolas y accesos a los centros educativos, así como ocupándose de habilitar zonas como pasillos, patios y zonas interiores de los colegios con el fin de que estén preparadas para la vuelta al colegio inicialmente prevista para el próximo lunes.

Estas acciones se enmarcan dentro del Plan de Limpieza Viaria diseñado para despejar las calles de la ciudad de toda la nieva caída durante la tormenta y que cuenta con un dispositivo de 12 retroexcavadoras, 4 camiones salero, 2 minicamiones, y 1 dumper; además de un equipo de 20 conductores especializados.