yacimiento La Cabilda

Arqueólogos y voluntarios trabajando en el yacimiento de La Cabilda

Se podrán conocer los hallazgos de la campaña de este año, entre otros, tres enterramientos infantiles

Concluida la campaña de excavación de este año 2017, que se ha venido llevando a cabo a lo largo del mes de mayo, el yacimiento de La Cabilda en Hoyo de Manzanares se abre al público a través de unas Jornadas de puertas abiertas.

El sábado 17 de junio, con dos pases de 10,30 y 12,00., y el domingo 18 de junio, con dos pases a las 10 y a las 11,30h., se podrá comprobar el trabajo de los arqueólogos y de la treintena de voluntarios que han participado este año en la excavación para sacar a la luz más información sobre el pasado de Hoyo de Manzanares.

Será el momento de conocer qué nuevos indicios y hallazgos han logrado en esta campaña; piezas de molinos de mano de granito, vasijas decoradas que les servían para almacenar en su despensa, y donde cocinar sus alimentos…y los tres enterramientos infantiles que han encontrado los arqueólogos y voluntarios.

El trabajo de los arqueólogos

En la habitación sur del edificio 23 han aparecido tres enterramientos infantiles. Se trata de inhumaciones de pequeños que seguramente nacieron muertos, murieron al nacer o vivieron pocos días. De sus frágiles huesecitos, casi cartílagos, no han quedado restos y no tenían ningún elemento de ajuar que los acompañara. Sin embargo, los arqueólogos destacan el cariño y cuidado con los que estos pequeños fueron enterrados y denota el enorme sentimiento de pérdida que experimentaron esos padres que perdieron a sus hijitos.

Construyeron para ellos unas pequeñas cunitas, con una teja a modo de cama, un fragmento de otra como almohada que sujetara su cabecita, fragmentos alrededor delimitando su último espacio y una cubierta de otra teja que les protegiera.

En un caso incluso se señaló el lugar con una pieza hincada en la cabecera. A juicio de los arqueólogos, “es singular que se entierren en el interior de un edificio, cobijándoles si cabe un poco más y manteniéndoles cerca de donde viven y trabajan. Seguirían estando junto a la familia”.

Concluida la campaña, se inicia el trabajo de laboratorio: reconstrucción de vasija, inventariado de piezas, dibujos, planos, estudio de los datos recuperados …

Ahora, los visitantes tienen la oportunidad de conocer cómo eran sus casas, a qué se dedicaban en su día a día gracias a los guías.

Las inscripciones para las Jornadas de puertas abiertas se realizan a través de la web del Ayuntamiento.