36 agentes de paisano y dos vehículos de incógnito velarán por el cumplimiento de las ordenanzas y sancionarán a los infractores

El Ayuntamiento de Las Rozas ha puesto en marcha una campaña de concienciación sobre la tenencia responsable de animales en vías públicas. El objetivo es hacer compatible el bienestar de los de los animales con la limpieza, la higiene, la salud y la seguridad de los vecinos, y sancionar el comportamiento incívico de quienes no recogen los desperdicios de sus animales y ensucian calles y parques.

El alcalde de Las Rozas, José de la Uz, acompañado por el concejal de Sanidad, Seguridad Ciudadana, SAMER-Protección Civil, Movilidad, David Santos, la concejal de Servicios a la Ciudad y Medio Ambiente, Natalia Rey, el concejal de Nuevas Tecnologías, Juan Cabrera, y miembros de la Asociación Abrazo Animal visitaron uno de los nuevos espacios verdes habilitados para que perros puedan circular sueltos en El Cantizal.

De la Uz, señaló que la modificación de la ordenanza de tenencia de animales se realizó atendiendo a “la demanda de muchos vecinos que pedían poder pasear con sus mascotas, algo que hasta ahora estaba prohibido en todo el municipio y en cualquier horario”.

Zonas permitidas para perros sueltos

Estas nuevas zonas verdes en las que se permite el paseo de perros sueltos estarán señalizadas por carteles explicativos de las normas de uso como la prohibición de pasear perros de razas peligrosas, la obligación de mantener una distancia que permita la intervención de los dueños en caso de necesidad y la prohibición de acceder a zonas infantiles, de recreo o protegidas.

Las zonas habilitadas son el área natural de Majalacabra, el espacio natural de Punta Galea, el Arroyo de La Torre, el espacio natural del Lazarejo, el espacio natural del Parque Empresarial y el Barranco de los Barrios.

Sancionar comportamientos incívicos

“Sin embargo -continuó el alcalde- el disfrute de unos vecinos debe estar en consonancia con nuestro objetivo de hacer de Las Rozas una de las ciudades más limpias de España. Y para ello es imprescindible intensificar el control de la tenencia responsable de animales en espacios públicos, la concienciación y la sensibilización sobre la importancia comportamiento cívico de todos para conseguirlo, pero también sancionar a los infractores.”

Así, esta campaña tiene prevista la actuación de 36 agentes de paisano y dos vehículos patrulla sin rotulación (de incógnito) vigilarán el cumplimiento de las ordenanzas municipales y sancionarán a quienes las incumplan. Las sanciones previstas para los dueños de perros que no eliminen los deshechos del animal a través de las bolsas de recogida en los parques y vías públicas varían desde los 90 a los 300 euros.

Se comprobarán las quejas por suciedad de los vecinos y controlarán especialmente las zonas más problemáticas o puntos negros, así como la situación de las papeleras para poder depositar las bolsas de recogida.

Por último, la campaña pretende informar a los dueños de animales de la necesidad de cumplir con todos los aspectos de la ordenanza municipal como los calendarios de vacunación, el uso de microchip, obligación de censar a los animales en el Ayuntamiento, contratar un seguro de responsabilidad civil, etc.